Quetzalcoatl (Características, concepto y origen)

Quetzalcoatl, es uno de los principales dioses de la cultura mesoamericana, en ocasiones estimado la por la divinidad del panteón mexicano. Es llamado también como el Dios de la luz, la vida, la fertilidad, la evolución y el conocimiento. A veces es conocido, como el señor de los vientos y gobernante del Oeste. Quetzalcoatl (Características, concepto y origen)

características de Quetzalcoatl

Origen

Quetzalcoatl, significa serpiente emplumada, una de las importantes omnipotencias del viejo panteón mexicano. Los caracteres de una serpiente emplumada suceden tan temprano como la civilización teotihuacana entre los siglos III al VIII en la meseta central. En ese tiempo, Quetzalcóatl se conoció como el dios de la vegetación, un héroe de la tierra y el agua estrechamente relacionado con el dios de la lluvia Tlaloc.

Características de Quetzalcoatl

 

Historia

Con la emigración de las tribus del lenguaje nahua de la zona norte, el culto de Quetzalcóatl soportó cambios drásticos. La siguiente cultura tolteca entre los siglos IX al XII, concentrada en la localidad de Tula, destacó sobre la guerra y la libación humana conectados con la idolatría de los cuerpos celestes. Quetzalcóatl se catequizó en el dios de la estrella matutina y vespertina, y su santuario era el centro de la vida práctica en Tula.

En la época azteca entre los siglos XIV al XVI, Quetzalcoatl fue considerado como el jefe de los sacerdotes, el forjador del calendario y de los libros, y el opresor de los joyeros y otros artesanos. Igualmente fue identificado con el astro Venus. Como la estrella de la mañana y de la tarde, Quetzalcóatl era el emblema de la muerte y la rehabilitación. Con su compañero Xolotl, un creador con cabeza de perro, se expresaba que había llegado al infierno subterráneo de Mictlan para congregar los huesos de los antiguos muertos. Esos huesos los ungieron con su propia sangre, dándoles vida a los hombres que residen el universo presente.

Quetzalcóatl está lleno historias y mitos que han sido verdaderos como el sacerdote y rey de Tula, la capital de los toltecas. Jamás ofreció víctimas humanas, solo reptiles, pájaros y mariposas. Pero el creador del cielo nocturno, Tezcatlipoca, lo echó de Tula ejecutando hazañas de magia negra. Quetzalcóatl vagó por la ribera del agua divina en el Océano Atlántico y rápidamente se inmoló en una fogata, brotando como el planeta Venus. Según otra versión, se ingresó en una balsa creada de serpientes y desapareció más allá del espacio oriental.

Religión y Ritual

El ritual a Quetzalcóatl se realizaba con ofrendas de animales, y en otras prácticas severas, se dice que Quetzalcóatl realizaba sacrificios humanos. Los clérigos y reyes mesoamericanos en varias oportunidades tomaban el nombre de un zumo con la que estaban incorporados, de este modo Quetzalcóatl y Kukulcán son tierras históricas llenas de cultura, sacrificio y devoción.

Un gobernador tolteca postclásico fue elegido para administrar Quetzalcóatl, lo más raro fue que fue la misma persona que que atacó Yucatán casi en la misma época. El Mixtec igualmente registró una norma con el lema de la Serpiente Emplumada. Durante el siglo X, un gobernador linealmente asociado con Quetzalcóatl gobernó a los toltecas, su designación era Topiltzin Ce Acatl Quetzalcóatl. Se expresaba que este gobernador era hijo del guerrero chichimeca, Mixcoatl y de la dama de culhuacano Chimalman.

El baile redondo azteca de Quetzalcóatl y Xolotl hacía referencia a un creador con cabeza de perro que es el acompañante de Quetzalcóatl, esto tiene referencia de un fax Codex Borbonicus en el folio 26, c. 1520; Único en la Cámara de Diputados, en París.

Atributos

El significado puntual y las características de Quetzalcóatl evolucionaron a lo largo de la historia. Quetzalcóatl habitualmente se conocía como el dios de la estrella de la mañana, y su fraterno gemelo Xolotl era el planeta Venus. Como la estrella de la mañana se le acreditaba por el título Tlahuizcalpantecuhtli, que simboliza como amo de la estrella del alba.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba