Nariz (Características, concepto y ubicación)

La Nariz es la vía de entrada y salida de aire hacia los pulmones. La nariz se encarga de calentar, humedecer y limpiar el aire antes de que llegue a los pulmones. Los hoyos de la nariz tienen cavidades llamados senos paranasales. Nariz (Características, concepto y ubicación)

7 características de Nariz

La nariz es un elemento clave de nuestro rostro además  tiene un papel fundamental en la determinación de nuestra apariencia habitual, por ese motivo es evidente tener cierta obsesión con nuestra Nariz. Cada forma de Nariz es completamente única y desigual, y curiosamente expresa mucho sobre nuestra personalidad.

La forma de la Nariz suele revela una visión entretenida y peculiar de nuestro ser interior. Sabemos que la Nariz tiene diferentes formas y tamaños, lo que hace que sea aún más divertido examinar lo que cada una involucra.

Ubicación

La Nariz se encuentra situada en la parte frontal de la cabeza o en el centro del rostro, habitualmente en de forma pronunciada y piramidal, más abajo de los ojos y por encima de la boca. Sus hoyos Nariz y boca se comunican ciudadanamente. Por lo tanto su estructura interna se encuentra restringida por el tabique que secciona las fosas nasales, por encima cuenta con la lámina cribosa del etmoides que se localiza allí para formar los cornetes.

Características de Nariz

 

Funciones

La función principal de la Nariz es el sentido del olfato, por lo tanto logra captar y respirar el oxigeno y diferentes aromas. Igualmente se indica que es receptora debido a que por medio de ella se descubren estímulos químicos de nuestro entorno o que se introducen de manera voluntaria, por lo tanto existirá una respuesta del sistema nervioso, esa repuesta puede ser sensorial o estimulada, si es sensorial involucra un olor, y si es estimulada logra ser un estornudo como resultado de la acción mecánica de nuestro sistema respiratorio, que se encuentra relacionado  por el cerebro y el sistema nervioso.

Características físicas

Posee forma triangular aumentada o piramidal, su parte interna es de color rosa y por fuera se encuentra cubierta de piel, situada al centro del rostro, debajo del área frontal, finalizando en la base del medio de nuestros ojos. Tiene dos cavidades o perforaciones visibles en su parte baja que son de gran beneficio para la respiración.

Vista frontal o cara completa

Cuando este órgano se examina en la vista de frente, el rostro se fracciona en cinco partes iguales. La anchura de este órgano debe tener una quinta parte del rostro. Si su Nariz se encuentra en la parte media, o en una quinta porción de su cara, se puede considerar que tiene una Nariz de tamaño normal. El otro criterio para comprobar es el ancho de la Nariz. Es marcando dos líneas verticales imaginarias de las esquinas internas de los ojos. Lo extenso de su Nariz debe estar situado entre estas dos líneas para tener un tamaño adecuado.

Vista lateral

La altura de la Nariz suele ser igual a su extenso en la vista lateral. Por lo tanto la altura es el recorrido entre la punta de la Nariz y el rostro.

Si trazamos una línea imaginaria desde la punta de la Nariz en la vista lateral y luego otra raya desde la punta de la Nariz hasta el rostro, el ángulo formado debe estar entre 30 y 45 grados.

El ángulo de la Nariz crea un contacto con el rostro el cual debe estar entre 30 y 40 grados. En situaciones ideales, este ángulo es muy cercano a los 36 grados. El ángulo de los labios y este órgano suele estar entre 95 y 105 grados para las damas y 90 hasta 95 grados para los caballeros. El ángulo entre la Nariz y la frente suele mantenerse entre 115 y 135 grados.

Vista más tosca

Si observamos este órgano desde una vista más tosca, suele observarse como un triángulo. Si la altura de este triángulo se fracciona en tres fracciones iguales, los vestíbulos nasales deben crear dos tercios preliminares. Si trazamos una línea imaginaria desde la raíz de la Nariz hasta la punta, esta raya suele tener una distancia de 2 mm del tabique en las damas y se debe ajustar con el tabique en los hombres.

Enfermedades

Las enfermedades de este órgano olfativo suelen ser muy pocas, ciertas son causadas por un accidentes, ciertas alergias y ocasionalmente por alguna infección. Las más comunes son:

Tabique desviado: Suele ocurrir a consecuencia de un traumatismo, o de cierta malformación causada por agentes ambientales. Es una afección muy grande frecuentemente causa dificultades respiratorias.

Pólipos nasales: Son formaciones blandas que se despliegan de la cavidad nasal y que habitualmente deben ser extraídas de forma quirúrgica.

Rinitis: Suele ser de tipo alérgico o infeccioso, aunque en la mayoría de los casos se origina por alergias a ciertos estímulos químicos ambientales.

Cáncer: Esta terrible enfermedad es de muy rara ocurrencia, se da por la formación de tumores dentro de la cavidad nasal, tiene altas perspectivas de curación si no se deja avanzar la enfermedad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba