4 características de Hipotálamo

El Hipotálamo se considera como una parte pequeña pero muy importante del cerebro. Este contiene diversos núcleos pequeños con una diversidad de funciones. Además juega un papel significativo en el sistema nervioso y el sistema endocrino. Se encuentra relacionado con otra glándula más pequeña y vital denominada como glándula pituitaria. Para conocer más a fondo este órgano cerebral sigue las 4 características de Hipotálamo más importante.

4 características de Hipotálamo que debes conocer

características de Hipotálamo

Ubicación de Hipotálamo

El Hipotálamo se encuentra situado debajo del tálamo y justo por encima del tronco encefálico. Este crea la parte anterior del diencéfalo. Se considera que todos los cerebros de vertebrados dominan un Hipotálamo. En los seres humanos, tiene un tamaño aproximado al de una almendra.

Funciones del Hipotálamo

El Hipotálamo es esencial para la vida ya que juega un papel fundamental. Este se encarga de controlar diversos procesos metabólicos y otras acciones del Sistema Nervioso Independiente. Sintetiza y disimular las neurohormonas, frecuentemente denominadas como hormonas Hipotalámicas liberadoras. Estas hormonas liberadoras del Hipotálamo se encargan de controlar y regular la mucosidad de las hormonas pituitarias.

Funciones principales del Hipotálamo:

  • Controla y mantiene la liberación de las 8 hormonas primordiales de la glándula pituitaria.
  • Se encarga de controlar la temperatura del cuerpo.
  • Mantiene la ingesta de alimentos, el consumo de agua, el hambre y la sed.
  • Controla la conducta sexual y la reproducción.
  • Controla los ciclos diarios del estado fisiológico y la conducta igualmente conocida como el ritmo circadiano.
  • Arbitraje de las respuestas emocionales.

Anatomía y acciones

Este domina una gran cantidad de núcleos y espacios de fibra. Las células en los dos núcleos primordiales producen vasopresina o conocida como ADH hormona antidiurética, oxitocina y la hormona liberadora de corticotropina. Los dos núcleos primordiales son los focos paraventriculares y supraópticos.

Consecutivamente, la ADH y la oxitocina se trasladan por los nervios desde las células de los focos supraóptico y paraventricular por medio del infundíbulo hasta la neurohipófisis o la hipófisis posterior, es allí donde se redimen al torrente sanguíneo. Esta ruta se designa como tracto supraópticohipofísico.

El deterioro del Hipotálamo envuelve la producción de ADH. Esto produce un estado donde el riñón no logra almacenar el agua, esta condición se denomina como la diabetes insípida. En esta parte la CRH es liberada por los focos paraventriculares y es empapada por el sistema portal donde se procede sobre el lóbulo anterior de la hipófisis.

Anatomía y función

El Hipotálamo posee tres regiones primordiales. Cada uno domina diversos núcleos. Estos son conjuntos de neuronas que ejecutan acciones vitales, como por ejemplo la liberación de las hormonas.

La región anterior del Hipotálamo es el área igualmente se denominada como la región supraóptica. Sus focos principales contienen los focos supraópticos y paraventriculares. Igualmente existen diversos otros focos más pequeños situados en la región anterior. Los focos en la región anterior se encuentran involucrados en gran medida en la mucosidad de diversas hormonas. Varias de estas hormonas se comunican con la glándula pituitaria cercana para originar hormonas adicionales.

Ciertas de las hormonas más significativas producidas en la región anterior contienen:

La hormona liberadora de corticotropina (CRH). CRH se encuentra implicado en la acción del cuerpo al estrés físico y emocional. Esto marca a la glándula pituitaria que origina una hormona denominada como hormona adrenocorticotrópica (ACTH). La ACTH libera la obtención de cortisol, una elemental hormona del estrés.

La hormona liberadora de tirotropina (TRH). TRH se encarga de estimular la glándula pituitaria para producir la hormona estimulante de la tiroides (TSH). Por lo tanto la TSH juega un papel fundamental en la función de numerosas partes del cuerpo, como por ejemplo el tracto gastrointestinal, los músculos y el corazón.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba