Ganglios (Características, concepto e histología)

Los Ganglios pueden aparecer a cualquier edad en cualquiera de los dos sexos, y suelen reducir su tamaño espontáneamente o hay casos donde solo una intervención terapéutica o quirúrgica puede removerlos. Ganglios  (Características, concepto e histología)

características de los Ganglios

Histología

Los Ganglios aumentan de tamaño con más frecuencia en las mujeres, desde la adolescencia hasta la edad adulta media. Se localizan con mayor frecuencia en pacientes con laxitud ligamentaria.

En el 70% de los casos el aumento de los ganglios, se presenta luego de un traumatismo o lesión. En los niños los ganglios pueden agrandarse, en cualquier momento de su vida pero la curación espontánea casi siempre ocurre dentro de los 2 años posteriores al diagnóstico. Un paciente pediátrico rara vez es un candidato quirúrgico para la escisión del ganglio, al menos que tenga ciertas patologías que requiera cirugía.

Los ganglio linfático, son también conocidos como glándulas linfáticas, son una parte fundamental del sistema inmunológico. Los ganglios linfáticos están situados en todo el cuerpo pero son visibles y se suelen palpar solo cuando están agrandados o inflamados.

Los ganglio linfático son regionales, y cada grupo de ellos corresponde a una región particular del cuerpo y manifiesta anomalías en esa región. Las áreas habituales donde los Ganglios linfáticos inflamados son más prominentes y más fáciles de encontrar son: Detrás de la oreja, cuello, ingle, debajo de la barbilla y axilas. Los médicos y otros profesionales de la salud revisan estas áreas para descubrir ganglios linfáticos agrandados o inflamados.

Una extensa variedad de infecciones son los orígenes más comunes de la inflamación de los ganglios linfáticos, por ejemplo, amigdalitis estreptocócica, contaminaciones de oído y mononucleosis. Las dificultades médicas más graves, como la infección por VIH, linfoma no Hodgkin u otros tipos de cáncer, o el lupus suelen causar la inflamación de los ganglios linfáticos. En raras oportunidades, un medicamento puede causar el problema.

Los síntomas asociados con la inflamación de los ganglios linfáticos y enfermedades relacionadas consiguen incluir dolor en el área de la inflamación, fiebre y fatiga. No todos los ganglios linfáticos inflamados son anormales.

Características de los Ganglios

 

Tamaño

Entre las particularidades físicas de los ganglios, se considera que el tamaño es el medio que aporta más información, de este modo orientar un diagnóstico y decir si es una enfermedad maligna o benigna. Se estima que los ganglio con un diámetro menor a 1 cm se estiman como normales, pero en la región inguinal un ganglio normal puede llegar a medir hasta 1,5 cm. La presencia de un ganglio papable arriba de la clavícula, sea cualquier tamaño, inclusive en niños, debe considerarse siempre patológico y ser llevados a estudio, es debido al alto porcentaje de malignidad en la zona. Si el tamaño es por encima a 4 cm debe enviarse al paciente para la toma de una biopsia.

Consistencia

Aquellos Ganglio que tenga una consistencia fláccida suelen ser de origen infeccioso, en cambio aquellos ganglios con una consistencia muy dura y firme son característicos de linfomas o algunos de metástasis de cáncer.

Movilidad

Los ganglios infiltrados por algún linfoma o los de incidencia infecciosa suelen  ser móviles en cambio los metastásicos son mas fijos ya que están adheridos a lugares profundos.

Dolor

La adenopatía punzante habitualmente muestra que es un proceso infeccioso profundo que crea una luxación rápida de la cápsula. Aunque ocasionalmente es debido a desintegración de un ganglio metastásico. Estos de causa metastásica nunca son dolorosos. Aunque el dolor no es una buena razón de prejuicio entre malignidad y benignidad.

Localización

La exploración detallista del sitio ganglionar afectada consigue dar pistas importantes para alcanzar al diagnóstico. Debido a eso, es necesario tomar en cuenta las zonas anatómicas que son drenadas por cada espacio ganglionar. En general, los ganglios linfáticos inflamados ocasionados por infecciones, inflamación o cánceres suelen ser dolorosos o sensibles. Ciertas causas benignas de ganglios linfáticos inflamados suelen no ser dolorosas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba