Características y peculiaridades de conceptos científicos y otras disciplinas

7 Características Del Coxis

El Coxis o cóccix es una disposición triangular de hueso que compone la parte inferior de la columna vertebral debajo del sacro. Simboliza una cola vestigial, de ahí el término usual del coxis. Conoce las 7 Características Del Coxis.

El Coxis, es una parte ósea que se iguala a una cola más corta situada en la fracción inferior de la columna vertebral. Se ajusta de 3 a 5 vértebras óseas o huesos de la columna vertebral. Los huesos se logran fusionar para crear un solo hueso, sin embargo, en varios casos, vértebra inicial está apartada de las otras.

7 características del Coxis que debes conocer

características del Coxis

1 Acoplamiento

Dependiendo del desarrollo de una persona, el Coxis consigue consistir de tres a cinco huesos diferentes interrelacionados por uniones agrupadas o semifundidas y tendones en forma de disco. Si bien básicamente se pensó que el cóccix siempre se fusiona, actualmente se sabe que el cóccix no es un hueso sólido, pero se halla un movimiento limitado entre los huesos permitido por las coyunturas fibrosas y los ligamentos.

2 Es muy sensible

El cóccix se puede fracturar cuando una persona cae violentamente sobre sus nalgas. El cóccix de una mujer consigue romperse durante un parto complejo. Un experto médico competente consigue prescribir medicamentos para el dolor hasta que el coxis sane. En casos intensos, el cóccix logra necesitar ser removido quirúrgicamente. Este medio se llama coccigectomía.

El coxis se conecta con el sacro por medio de la articulación sacrococcígea, y habitualmente hay un movimiento limitado entre el coxis y el sacro. El coxis habitualmente se mueve sutilmente hacia adelante o hacia atrás a medida que la pelvis, las caderas y las piernas se mueven. Cuando un individuo se sienta o se para, los huesos que crean la pelvis incluido el cóccix giran hacia afuera y hacia adentro levemente para mantener y equilibrar mejor el cuerpo.

3 Caras

La preliminar es cóncava y la trasera, convexa. En cada una se ven tres o cuatro surcos colaterales y vestigios de adherencia de los huesos coccígeos.

4 Base

La base del Coxis, ubicada en la parte superior, muestra una cara elíptica, donde domina un diámetro mayor es perpendicular, consignada al sacro. Por detrás de esta base se alzan dos pequeñas columnas de trayectoria vertical, dando origen a las astas del coxis.

5 Vértice

El vértice del Coxis está creado por un tubérculo esquelético que en gran parte se encuentra desviado a la derecha o a la izquierda.

6 Bordes

Los dos bordes del Coxis, son los oblicuos y los sinuosos, los cuales facilitan in¬serción al repliegue sacroilíaco superior y al ligamento isquiococcígeo.

7 Curiosidades del coxis en los humanos

Se sabe que el coxis es un pequeño hueso triangular en la parte inferior de la columna vertebral que constituye de tres a cinco habitualmente cuatro vértebras rudimentarias fusionadas. En otros vertebrados, las vértebras coccígeas crean el esqueleto de la cola. Los embriones humanos poseen una cola, pero esto se absorbe en el período fetal. La cola embrionaria a veces permanece como una estructura cartilaginosa que tiene hasta cinco (5) vértebras. El extremo inferior del sacro se articula como una coyuntura fibrocartilaginosa o frecuentemente se fusiona con el coxis. La primera vértebra coccígea posee procesos transversales cortos que se enlazan con el sacro y dos cornua o cuernos que se enlazan a la cornua sacra. Las vértebras coccígeas escasean de pedículos y procesos espinosos, pero las tres primeras poseen un cuerpo primitivo y procesos transversales. La segunda, tercera y cuarta vértebras coccígeas se reducen sucesivamente en tamaño y la última vértebra es un mero nudo pequeño de hueso.

¿Entonces por qué lo poseemos un coxis?

Es una excelente consulta cuya respuesta se manifiesta de la mano de una considerada razón de la evolución. En el asunto evolutivo, todo lo que deja de ser ventajoso deja de tener una función, pero en realidad nunca desaparece.

Por eso conservamos en nuestro cuerpo, fragmentos vestigiales como lo es el coxis, que persisten minimizados, sin una ocupación aparente. O, al menos, eso se cree.

A pesar de tener una función que nunca desaparece, simplemente persiste mientras tenga un perfil neutro y no moleste. Es lo más módico para la naturaleza.

Califica este post

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.